Sistemas de Reparación y Protección del hormigón frente a la corrosión

Posted by Diana Martín - 19 noviembre, 2020

Fotografia de las Torres Blancas desde las alturas

Diagnóstico, Reparación y Protección en obra icónica de edificación en el Mediterráneo



A través de este post, se pretende acercar la idea de cómo un correcto diagnóstico y una adecuada intervención, permitió paliar los efectos de la corrosión sobre los paneles prefabricados de dos viviendas emblemáticas ubicadas en la costa mediterránea española. En lugar de confiar en soluciones de reparación convencionales, se apostó por el empleo de tecnologías innovadoras para la protección y reparación de la corrosión.

Con ello se contribuyó a que los propietarios ahorrasen una gran cantidad de tiempo y dinero, pudiendo seguir haciendo uso de sus viviendas durante la intervención.

Torres Blancas - Reparación y Protección

Diana Martín
Responsable Técnico Zona Centro

 

Complejo Residencial Torres Blancas:
Protección invisible, éxito visible

El complejo residencial “Torres Blancas” fue construido en la década de 1970 y se encuentra ubicado en la costa mediterránea, concretamente en la playa de San Juan, Alicante.

Su fachada está formada por paneles de hormigón prefabricado blanco, de un espesor de cuatro centímetros. Esta envolvente no sólo actúa como elemento de diseño, sino que también ofrece protección a la estructura. Después de 40 años en un clima de extrema exposición al ambiente marino, los paneles de hormigón habían sufrido daños graves. En algunos lugares, el refuerzo de acero del hormigón estaba visiblemente corroído debido a la contaminación por cloruros, y el reemplazo completo de las piezas parecía inevitable. Sin embargo, tras una exhaustiva campaña de ensayos e investigación por parte de la Universidad de Alicante, el equipo de arquitectos Salmerón-Landman y nuestros expertos en protección frente a la corrosión, se consiguió diseñar una solución de alto valor añadido.

Se buscaba una solución para preservar todos los paneles que se pudiese.

“Después de décadas en un clima de costa salino, los paneles de hormigón habían sufrido daños graves.”

“En algunos lugares, el refuerzo del hormigón estaba bastante corroído debido a la contaminación por cloruros y el reemplazo completo parecía inevitable.”


 

“Ahorro de tiempos, costes, efectividad, rapidez y durabilidad, las 5 claves del proyecto”

El reto consistía en diseñar una intervención integral frente a la corrosión que asegurase la efectividad, rapidez, y durabilidad en el tiempo. Además, se pretendía realizarlo mediante una optimización de costes que permitiese abordar el proyecto de reparación lo antes posible.

El coste del proyecto sustituyendo todos los aplacados era muy elevado y suponía grandes derramas individuales para cada uno de los propietarios, además de suponer muchos meses de obra y molestias para los vecinos.

 


 

Tras ensayos e investigación - Se encuentra la protección correcta

Tratamiento hormigon frente a la corrosion

Persona analizando muestras del hormigón de Torres Blancas

 

Tras campañas de ensayos e investigación por parte de nuestros expertos en protección frente a la corrosión y en colaboración con la Universidad de Alicante, consiguieron diseñar una solución perfecta para los paneles que se podría evitar sustituir.

El tratamiento definido fue MasterProtect 8000 CI, un inhibidor de la corrosión a base de silanos organofuncionales que, aplicado sobre las piezas de una forma sencilla, es capaz de migrar hacia el interior hasta proteger el armado.

MasterProtect 8000 CI mejora la pasividad del refuerzo de acero, previene las reacciones anódicas y catódicas y se aplica de forma sencilla, sin modificar visualmente el aspecto de la superficie tratada.

De esta manera, el hormigón armado presenta un tratamiento duradero, consiguiendo una protección eficaz contra la corrosión inducida por cloruros, pese a que éstos ya estuviesen presentes en el hormigón. El procedimiento de aplicación es sencillo: MasterProtect 8000 CI es un líquido transparente, de viscosidad similar a la del agua, con el que simplemente se pulveriza a baja presión sobre el hormigón. La aplicación se realiza en 2 manos, dejando un pequeño tiempo de espera entre ambas para que el producto penetre. Una parte de estas moléculas difundirán a través del hormigón hasta el acero.

 

MasterProtect 8000 CI está basado en silanos organofuncionales de tamaño de partícula nanoscópica. Esto permite una excelente penetración, tanto por difusión como por absorción, consiguiendo trabajar a dos niveles:

Su aspecto transparente y su baja viscosidad permite aplicarlo de una forma sencilla, simplemente mediante el empleo de un equipo a baja presión tipo sulfatadora.

Puede ser pigmentado durante su aplicación para llevar un mejor control, ya que el color desaparece al poco tiempo, dejando un acabado totalmente incoloro que no modifica el aspecto del hormigón.

Render de aplicacion de inhibidor de corrosion

Esquema con render de los efectos del inhibidor

 


La primera funcionalidad se traduce en la disminución de las velocidades de corrosión, que generalmente van asociadas a un incremento de potenciales de corrosión hacia valores más electropositivos. En el segundo caso, el efecto hidrófobo de la matriz, que no de la superficie, se aprecia en el incremento de la resistividad.

Los inhibidores de corrosión migratorios han sido ampliamente estudiados y evaluados, generalmente mediante el empleo de técnicas electroquímicas. Sin embargo, los trabajos de campo son esenciales para verificar la efectividad de las intervenciones a largo plazo puesto que, en las intervenciones y el control de la corrosión, coexisten fenómenos que son difíciles de reproducir en el laboratorio.

La contextualización se realiza mediante el seguimiento de las intervenciones a lo largo del tiempo, generalmente apoyadas por la monitorización de estructuras. En este sentido, los expertos trabajan de forma multidisciplinar, contribuyendo al diseño de soluciones integrales para la intervención contra la corrosión.

Detalle de observacion de inhibidor de corrosion aplicado

Sin embargo, el responsable del proyecto todavía tenía dos preguntas:

¿El producto es capaz de penetrar los tres centímetros requeridos a través del hormigón para alcanzar el refuerzo de acero?

Una prueba mediante extracción de testigos in situ y posterior análisis por técnicas espectroscópicas, disipó cualquier inquietud en cuanto a la profundidad de penetración. Los ensayos fueron realizados por parte de la Universidad de Alicante, concretamente por el equipo liderado por Miguel Ángel Climent, catedrático del departamento de Ingeniería Civil de la Escuela Politécnica Superior en el área de Ingeniería de la construcción.

¿Cómo asegurarse de que se ha aplicado una cantidad suficiente de líquido transparente?

La respuesta fue añadir al producto un pigmento de color rosa, no resistente a los rayos UV. De esta forma, los aplicadores podían ver fácilmente dónde se iba aplicando el producto y a la vez calcular los consumos. La ventaja era que, después de pocos días tras la aplicación, el color se desvanecía por completo (al tratarse un pigmento fotolábil) y se quedaba el color original del hormigón.

 

Llegados a este punto y como anécdota, comentar que, en una de las primeras dosificaciones de pigmento, el color rosa que se alcanzó fue bastante intenso y una de las torres estuvo coloreada algo más de lo previsto, con la consiguiente expectación de los vecinos de la zona, que fueron testigos de cómo el color iba desapareciendo solo.

Torres Blancas con inhibidor de corrosion aplicado

Torres Blancas con inhibidor de corrosion aplicado 2

Además de la aplicación del inhibidor, también se realizaron labores de reparación de fisuras, de reparación del hormigón fracturado o desprendido, y de sustitución de algunos paneles.

En la imagen se observa la intervención en paneles que a priori iban a ser sustituidos y se pudieron conservar con la solución aportada.

Para finalizar, se decidió aplicar una capa de pintura blanca MasterProtect 325 EL como recubrimiento de acabado del hormigón, para ofrecer un aspecto homogéneo y renovado del hormigón (debido a años de exposición, reparación local en algunos paneles y sustitución de otros).

Edificio con el resultado final de la aplicacion

 

Resultados



Ventajas de la solución empleada

Recuperación de múltiples paneles que a priori parecía inevitable sustituir

40% de ahorro

Reducción de tiempo sustancial

El tiempo de intervención se acortó en varias semanas

Y lo más importante:

Aparte del ahorro inmediato, la protección eficaz contra la corrosión sirve para ampliar los futuros ciclos de reparación, lo que se ve reflejado en ahorros importantes durante la vida útil del edificio.

 

 

Acceda al catálogo de MasterProtect 8000 CI

Torres Blancas-Selected 3_low_version-1

Torres Blancas - Reparación y Protección

Diana Martín
Responsable Técnico Zona Centro

Diagnóstico, Reparación y Protección en obra icónica de edificación en el Mediterráneo



A través de este post, se pretende acercar la idea de cómo un correcto diagnóstico y una adecuada intervención, permitió paliar los efectos de la corrosión sobre los paneles prefabricados de dos viviendas emblemáticas ubicadas en la costa mediterránea española. En lugar de confiar en soluciones de reparación convencionales, se apostó por el empleo de tecnologías innovadoras para la protección y reparación de la corrosión.

Con ello se contribuyó a que los propietarios ahorrasen una gran cantidad de tiempo y dinero, pudiendo seguir haciendo uso de sus viviendas durante la intervención.

Complejo Residencial Torres Blancas: Protección invisible, éxito visible

El complejo residencial “Torres Blancas” fue construido en la década de 1970 y se encuentra ubicado en la costa mediterránea, concretamente en la playa de San Juan, Alicante.

Su fachada está formada por paneles de hormigón prefabricado blanco, de un espesor de cuatro centímetros. Esta envolvente no sólo actúa como elemento de diseño, sino que también ofrece protección a la estructura. Después de 40 años en un clima de extrema exposición al ambiente marino, los paneles de hormigón habían sufrido daños graves. En algunos lugares, el refuerzo de acero del hormigón estaba visiblemente corroído debido a la contaminación por cloruros, y el reemplazo completo de las piezas parecía inevitable. Sin embargo, tras una exhaustiva campaña de ensayos e investigación por parte de la Universidad de Alicante, el equipo de arquitectos Salmerón-Landman y nuestros expertos en protección frente a la corrosión, se consiguió diseñar una solución de alto valor añadido.


Se buscaba una solución para preservar todos los paneles que se pudiese.

“Después de décadas en un clima de costa salino, los paneles de hormigón habían sufrido daños graves.”

“En algunos lugares, el refuerzo del hormigón estaba bastante corroído debido a la contaminación por cloruros y el reemplazo completo parecía inevitable.”

 


“Ahorro de tiempos, costes, efectividad, rapidez y durabilidad, las 5 claves del proyecto”

El reto consistía en diseñar una intervención integral frente a la corrosión que asegurase la efectividad, rapidez, y durabilidad en el tiempo. Además, se pretendía realizarlo mediante una optimización de costes que permitiese abordar el proyecto de reparación lo antes posible.

El coste del proyecto sustituyendo todos los aplacados era muy elevado y suponía grandes derramas individuales para cada uno de los propietarios, además de suponer muchos meses de obra y molestias para los vecinos.

 

 


 Tras ensayos e investigación - Se encuentra la protección correcta

IMG-5914

MProtect3

Tras campañas de ensayos e investigación por parte de nuestros expertos en protección frente a la corrosión y en colaboración con la Universidad de Alicante, consiguieron diseñar una solución perfecta para los paneles que se podría evitar sustituir.

El tratamiento definido fue MasterProtect 8000 CI, un inhibidor de la corrosión a base de silanos organofuncionales que, aplicado sobre las piezas de una forma sencilla, es capaz de migrar hacia el interior hasta proteger el armado.


MasterProtect 8000 CI mejora la pasividad del refuerzo de acero, previene las reacciones anódicas y catódicas y se aplica de forma sencilla, sin modificar visualmente el aspecto de la superficie tratada.

De esta manera, el hormigón armado presenta un tratamiento duradero, consiguiendo una protección eficaz contra la corrosión inducida por cloruros, pese a que éstos ya estuviesen presentes en el hormigón. El procedimiento de aplicación es sencillo: MasterProtect 8000 CI es un líquido transparente, de viscosidad similar a la del agua, con el que simplemente se pulveriza a baja presión sobre el hormigón. La aplicación se realiza en 2 manos, dejando un pequeño tiempo de espera entre ambas para que el producto penetre. Una parte de estas moléculas difundirán a través del hormigón hasta el acero.

 

concrete-protection-5_5

024 BASF Master Protect 8000 CI 03b_mod

MasterProtect 8000 CI está basado en silanos organofuncionales de tamaño de partícula nanoscópica. Esto permite una excelente penetración, tanto por difusión como por adsorción, consiguiendo trabajar a dos niveles:


Su aspecto transparente y su baja viscosidad permite aplicarlo de una forma sencilla, simplemente mediante el empleo de un equipo a baja presión tipo sulfatadora.

Puede ser pigmentado durante su aplicación para llevar un mejor control, ya que el color desaparece al poco tiempo, dejando un acabado totalmente incoloro que no modifica el aspecto del hormigón.

La primera funcionalidad se traduce en la disminución de las velocidades de corrosión, que generalmente van asociadas a un incremento de potenciales de corrosión hacia valores más electropositivos. En el segundo caso, el efecto hidrófobo de la matriz, que no de la superficie, se aprecia en el incremento de la resistividad.

Los inhibidores de corrosión migratorios han sido ampliamente estudiados y evaluados, generalmente mediante el empleo de técnicas electroquímicas. Sin embargo, los trabajos de campo son esenciales para verificar la efectividad de las intervenciones a largo plazo puesto que, en las intervenciones y el control de la corrosión, coexisten fenómenos que son difíciles de reproducir en el laboratorio.

La contextualización se realiza mediante el seguimiento de las intervenciones a lo largo del tiempo, generalmente apoyadas por la monitorización de estructuras. En este sentido, los expertos trabajan de forma multidisciplinar, contribuyendo al diseño de soluciones integrales para la intervención contra la corrosión.

Torres Blancas-Urbana de Exteriores (15)

Sin embargo, el responsable del proyecto todavía tenía dos preguntas:

¿El producto es capaz de penetrar los tres centímetros requeridos a través del hormigón para alcanzar el refuerzo de acero?

Una prueba mediante extracción de testigos in situ y posterior análisis por técnicas espectroscópicas, disipó cualquier inquietud en cuanto a la profundidad de penetración. Los ensayos fueron realizados por parte de la Universidad de Alicante, concretamente por el equipo liderado por Miguel Ángel Climent, catedrático del departamento de Ingeniería Civil de la Escuela Politécnica Superior en el área de Ingeniería de la construcción.

¿Cómo asegurarse de que se ha aplicado una cantidad suficiente de líquido transparente?

La respuesta fue añadir al producto un pigmento de color rosa, no resistente a los rayos UV. De esta forma, los aplicadores podían ver fácilmente dónde se iba aplicando el producto y a la vez calcular los consumos. La ventaja era que, después de pocos días tras la aplicación, el color se desvanecía por completo (al tratarse un pigmento fotolábil) y se quedaba el color original del hormigón.

Llegados a este punto y como anécdota, comentar que, en una de las primeras dosificaciones de pigmento, el color rosa que se alcanzó fue bastante intenso y una de las torres estuvo coloreada algo más de lo previsto, con la consiguiente expectación de los vecinos de la zona, que fueron testigos de cómo el color iba desapareciendo solo.

Picture5-2

Torres Blancas-Urbana de Exteriores (4)

Además de la aplicación del inhibidor, también se realizaron labores de reparación de fisuras, de reparación del hormigón fracturado o desprendido, y de sustitución de algunos paneles.

En la imagen se observa la intervención en paneles que a priori iban a ser sustituidos y se pudieron conservar con la solución aportada.

Para finalizar, se decidió aplicar una capa de pintura blanca MasterProtect 325 EL como recubrimiento de acabado del hormigón, para ofrecer un aspecto homogéneo y renovado del hormigón (debido a años de exposición, reparación local en algunos paneles y sustitución de otros).

Picture4

 


Resultados


Ventajas de la solución empleada

Recuperación de múltiples paneles que a priori parecía inevitable sustituir

40% de ahorro

Reducción de tiempo sustancial

El tiempo de intervención se acortó en varias semanas

Y lo más importante:

Aparte del ahorro inmediato, la protección eficaz contra la corrosión sirve para ampliar los futuros ciclos de reparación, lo que se ve reflejado en ahorros importantes durante la vida útil del edificio.

 

 

Topics: Protección


Nueva llamada a la acción
Nueva llamada a la acción
CTA - Reparación y Protección de infraestructuras